Patagonia, domingo 26 de abril de 2015

Termas de Huife

Sus instalaciones aseguran la tranquilidad y servicios adecuados para una jornada de relajación completa en medio de un entorno colorido de gran belleza.

El camino hacia el Hotel y Termas de Huife es el inicio de un día de descanso que no se olvida. Entre colinas de pastos muy verdes y por una ruta asfaltada, se accede al complejo en escasos minutos.

Una vez ingresados, dimos un vistazo desde las terrazas del edificio principal para tener una idea de conjunto del lugar. Nuestra primera inmersión fue en una de las tres piletas al aire libre, cuyo fondo era de piedras oscuras y la temperatura del agua, muy agradable. Luego, descansamos unos minutos en amplios sillones y poltronas y dejamos que la vista paseara entre el río Liucura que corría a pocos metros y los bosques de la otra orilla. El río forma parte del circuito termal, ya que intercalar un baño en sus frías aguas es beneficioso para la circulación.

Pasamos después a la piscina hidroterapéutica. Entre burbujas y chorros de agua a presión, disfrutamos del masaje intenso que los propulsores hacían llegar a nuestro cuerpo. Un torrente tibio de una de las cascadas caía sobre cuello y hombros y, a la vez que sentíamos alivio de las tensiones acumuladas, perdíamos la noción del tiempo transcurrido. Un sector de la piscina cuenta con un movimiento interno; se puede caminar a favor o en contra de la corriente para masajear y tonificar piernas y pies. Vivimos allí un verdadero clima de reposo, que en seguida se notó en el organismo y el espíritu.

  • Piletas al aire libre

    Piletas al aire libre

  • Río Liucura

    Río Liucura

  • Piscina hidroterapéutica

    Piscina hidroterapéutica

  • Masaje intenso

    Masaje intenso

  • Armonía perfecta

    Armonía perfecta

  • Amplios sillones y poltronas

    Amplios sillones y poltronas

  • Torrente tibio

    Torrente tibio

En todo el parque se han respetado los árboles originarios. Canelos y arrayanes forman parte del entorno, circundan las piletas y ofrecen su frescura verde y un perfume inconfundible.

En conjunto, el complejo termal Huife ha priorizado el adecuado uso de las distintas temperaturas de las piscinas y el descanso apropiado, para lo cual el personal aconseja cuánto tiempo se debe permanecer en cada espacio. En el spa, los masajes y las técnicas con fango y algas logran resultados anti estrés y complementan los baños, los sectores de relax y las caminatas por senderos boscosos.

Un coqueto conjunto de cabañas ofrece la posibilidad de alojarse dentro del predio, como así también de disfrutar de almuerzos y cenas en su cálido restaurante.

De regreso por el mismo camino entre praderas muy verdes, sumamos tranquilidad, vistas panorámicas y silencios sostenidos en este corredor termal de la Araucanía. Formó parte de la armonía perfecta de un día de vida natural y de relajación ofrecida por las vigorizadoras aguas termales de Huife.

Mónica Pons / Eduardo Epifanio

Conocé más lugares de interés en Pucón

Datos útiles

Nivel de dificultad: Bajo.

Duración: Todo el día.

Horarios: Abierto a partir de las 10.00 horas.

Sugerencias: Además del traje de baño, aconsejamos llevar toalla, salida de baño y gorra para baño. En caso de no contar con estos elementos, le serán suministrados en la administración del complejo. En automóvil, salir de Pucón en dirección al lago Caburgua y, a los 13 kilómetros, desviar hacia la derecha en el cartel indicador para transitar otros 20 kilómetros asfaltados hasta el complejo termal. La empresa cuenta con vehículos propios que parten de las oficinas del centro en Pucón.

Contacto: Termas Huife
33 Km. de Pucón (4920000) Pucón, IX Región, Chile Tel: +56 45-1975666
E-mail

Te puede interesar

Un paseo en bici por los alrededores de Pucón
Un entretenido recorrido por los vistosos rincones naturales cercanos a Pucón.

Ver el paseo

Ubicación

 


InterPatagonia - Información turística sobre Pucón, Patagonia, Chile: Paseos y excursiones
© 2002-2015 Prohibida su reproducción total o parcial. Derechos de Autor 675245 Ley 11723