Patagonia, viernes 21 de noviembre de 2014
Paleontología

Los fósiles


Los fósiles son testimonios del pasado. Denotan la existencia de organismos en otras épocas geológicas y están presentes en distintos niveles de las capas terrestres.

El proceso de fosilización, que ocurre a lo largo de varios millones de años, consiste básicamente en el reemplazo de los componentes de los restos de un organismo por minerales. De esta manera, los fósiles tienen la misma forma que el organismo o hueso original pero ya no están hechos del mismo material que antes. Son más pesados y cambian de color y de textura. La mayoría de los fósiles son muy parecidos a las rocas, pero hay algunos más exóticos, como los ópalos o el ámbar.

A veces, los fósiles no son restos sino evidencias de la actividad de los seres vivos, como madrigueras, pisadas, rastros o perforaciones.

Algunos hallazgos fósiles han ocurrido por casualidad. Pero, dado que la mayoría de los fósiles generalmente se encuentran enterrados, puede resultar difícil decidir dónde excavar.

En la Patagonia, se han encontrado gran cantidad de fósiles. Esta tierra, que se encuentra entre los mayores centros paleontológicos del mundo, parece ser un verdadero parque del cretáceo, no sólo de animales terrestres, sino también de especies marinas que, según se estima, dominaron las aguas de la región hace 80 millones de años.

De acuerdo a Carolini, descubridor del Gigantosaurius Carolinii en 1993, hace millones de años, una lengua del océano ingresó al centro de Río Negro, produciendo la llegada de dinosaurios marinos a esta zona, que se convirtió en un extraordinario cementerio de especies. Todo esto se vio favorecido por el clima muy cálido y húmedo de ese entonces.

Sin embargo, este gran tesoro paleontológico era desconocido hasta hace un par de décadas. La Patagonia era una tierra solitaria e inhóspita y el país no contaba con suficientes recursos humanos para la exploración.

Hoy en día, la ley Nacional Nº 9080 establece que los fósiles son parte de nuestra riqueza, y Patrimonio Natural de la Humanidad.

La edad de los fósiles

La edad de los fósiles

Existen varios métodos para determinar la edad de los fósiles. El más antiguo se basa en la ley de la superposición, que establece que las capas más jóvenes se depositan sobre las más antiguas. De esta manera, los paleontólogos pueden estimar la edad de un fósil según a qué profundidad se encuentra enterrado.
Otros métodos utilizan la radiactividad, como por ejemplo, el famoso método del carbono 14, que sirve solamente para fósiles de hasta 45.000 o 50.000 años de antigüedad.
 
Inter Patagonia - Información sobre Paleontología y dinosaurios de la Patagonia © 2002-2014 Prohibida su reproducción total o parcial. Derechos de Autor 675245 Ley 11723
Síguenos en facebook Síguenos en Twitter Videos de InterPatagonia en YouTube Síguenos en Google+